Diputado Daniel Melo (PS) busca mejorar la fiscalización de vehículos motorizados que emiten ruidos molestos

 Diputado Daniel Melo (PS) busca mejorar la fiscalización de vehículos motorizados que emiten ruidos molestos

La contaminación acústica, es una de las principales fuentes de molestia en las ciudades, incide que afecta directamente en la calidad de vida de la población.

Consciente de este problema, el Ministerio de Medio Ambiente introdujo en 2019 un decreto que establece límites máximos de ruido permitidos para vehículos motorizados, ya sean livianos o motocicletas. Este decreto fija un tope de 80 decibeles para la emisión de ruido por parte de estos vehículos.

El Diputado Socialista, en virtud de lo que establece la norma, busca soluciones para abordar esta problemática que ha ido creciendo los últimos años. Su interés radica en determinar si el mencionado decreto se está aplicando de forma adecuada, especialmente respecto de fiscalización de vehículos.

Melo plantea su preocupación mencionando que existe un considerable número de motocicletas circulando en diversas regiones del país, especialmente aquellas destinadas a servicios de delivery (entrega), que generan ruidos molestos. En este sentido, su objetivo es asegurarse de que el Ministerio de Transportes las esté llevando a cabo, y en el mismo tenor si cuenta con los recursos y logísticas, para materializar las fiscalizaciones necesarias para salvaguardar la calidad de vida de la ciudadanía.

“He solicitado que se oficie al señor Jorge Daza Lobos, Subsecretario de Transportes, a fin de que informe sobre la cantidad de fiscalizaciones de vehículos motorizados que generan ruidos molestos por la alteración de estos, conocer también el volumen de sancionados y si se requiere generar políticas, planes o normas que permitan mejorar la fiscalización”, puntualizó Melo.

Finalmente, el Diputado Melo enfatiza su disposición para promover la legislación que permita endurecer las sanciones y mejorar la fiscalización en lo que respecta a los ruidos molestos. Su motivación principal es la protección del medio ambiente y la salud pública, ya que la contaminación acústica puede tener efectos perjudiciales en la salud de las personas.

Notero Regional

error: ¡¡El contenido está protegido!!
Ir al contenido